Breves


lunes, 16 de enero de 2012

Ha muerto Fraga.




Manuel Fraga Iribarne, hombre tranquilo hasta que se le encuentra, tan famoso por sus exabruptos como por su inteligencia y su capacidad para retener el liderazgo más allá de su resistencia física.


Durante mis primeros años de carrera, siendo una persona de izquierdas y con una clara conciencia política, unida al idealismo de los 19, 20 años, Fraga era "el cabrón". "El hijo de puta" que tenía mayoría absoluta en la Xunta de Galicia, y que hacía que fuésemos una comunidad autónoma de derechas, dentro de un país de derechas. Nunca conocí demasiado de su política, más allá de sus conocidísimas "merendiñas", a las que se llevaba a los viejos para ganar votantes: Empanada, vino barato y música de gaitas, pagada con el dinero público. También era el hombre por el que votaba gente que llevaba años muerta, y el hombre que fletaba autobuses en las residencias de ancianos para obtener los votos de estos viejunos, a los que ya daban el sobre con la papeleta dentro. Algunos supongo que estarían tan gagá que ni se darían cuenta de lo que hacían.


Sin embargo, el 2005 fue el año, y Manuel Fraga ganó las elecciones, pero no obtuvo mayoría absoluta, llegando el momento del bipartito de izquierdas entre Emilio Pérez Touriño y Anxo Quintana.

Fraga recogió sus cosas, y se fue al senado entonces. Y fuera de su poltrona de "el cabrón", reanalizamos su persona. Y entonces vemos, no sin cierta admiración al experto en derecho, al hombre de la transición, icono de la derecha que votó a favor del cambio de este país hacia una democracia. De gritar "la calle es mía", a reconocer el derecho de los ciudadanos a expresarse en las urnas. Un vistazo a la wikipedia acerca de su época en el senado es brutalmente reveladora acerca de como un político franquista pasó a ser la voz de la moderación y el progreso en un partido de derechas, con figuras que son un ejemplo de... Iba a decir actitud retrógrada, pero creo que mejor diré SER UN PUTO SUBNORMAL DE MIERDA. Veamos por ejemplo a Mayor Oreja, a nuestro actual ministro de interior, que va a pontificar cristianamente cada vez que carguen los antidisturbios, y a la alcaldesa de Madrid, o ese cabrón de marido que tiene que cobra un salariazo de expresidente, vende secretos de estado a Endesa y aún encima iba durante la época socialista, poniendo al país a caer de un burro por el mundo adelante.

A lo que íbamos. En su década de los ochenta años, seguía entregado a la escritura de ensayos políticos, publicando dos desde después de su retiro al frente de la Xunta: Final en Fisterra y Sociedad y Valores.

Pudo llevar a cabo la transición, pero no el Prestige. Es un cabrón con sus puntos de totalitario, pero lo cambio sin mirar por Mariano y cualquiera de sus sicofantes.
No sé que prefiero: el PP de fascistas totalitarios o el de liberales corruptos.


Era un cabrón, pero era un cabrón inteligente, preparado y con un conocimiento enciclopédico de la ley y la política. Es el oponente que ha hecho crecer a políticos como Beiras. Si alguien ha de ser medido por la fuerza de sus enemigos, su muerte ha hecho a la izquierda más débil.


Semper fi, cabrón. Dentro de lo malo...


Ukio

7 comentarios:

Astaroth dijo...

Poco se han hecho tardar las bromas con respecto a su muerte. Y sin embargo, tú has decidido "rendir homenaje". Un aplauso por el correcto análisis de una figura importante en la historia del país.

Seguro que mañana Mariano declara luto oficial.

"2012: Fraga ha muerto. Esto era lo que predijeron los mayas, ¿no?"

Fénix dijo...

LoL. Hoy me hicieron el mismo chiste con el 2012, y yo mismo ayer, al enterarme, me dije "Es una señal, el fin del mundo se acerca (aunque no pensaba en el año qu era)". Aunque me extrañó que solamente tuviese 89 años. Mi bisabuela es mayor.

Hoy, viéndolo en el periódico me hicieron gracia los titurlares. Cuando uno muere, la tendencia a ensalzarlo es penosamente predecible. Pero tampoco se puede decir que el diario faltase a la razón. Decía que murió una figura clave de la transición a la democracia. Bueno... lo fue... Descanse en paz, señor Fraga. Después de una vida tan larga, se lo ha ganado.

Yo, alma condenada dijo...

Flipas leyendo lo que están escribiendo algunos, que sólo les falta acompañarlod e fotos con un gorrito de fiesta y el matasuegras.

Pero ni se te ocurra decirles nada sobre su falta de tacto. Parece que no se puede pedir respeto por determinados muertos a menos que milites en su partido.

Respecto a Fraga, mira. D.E.P.

Pudo ser un ministro franquista, pero también supo vivir en democracia. Y eso ya es más de lo que se puede decir de muchos que aún andan predicando que con Franco vivíamos mejor.

Gran entrada.

Valent dijo...

Yo no niego su labor para asentar la democracia en España. Lo que no olvido es el legado de camandulas, corruptos y caciques que nos ha dejado en Galicia.

Y finalizo el post dedicandole esta canción

http://www.youtube.com/watch?v=n2f6qZHdpJo

Ukio sensei dijo...

Eso no deberíamos olvidarlo nunca, ni su actitud autoritaria, su forma de imponer las cosas o esos pequeños exabruptos que nos mostraban como era en realidad, como ese "Se non foras muller dábache un par de..."

Al fin y al cabo, porque toda la prensa en este país se dedique a las felaciones necrófilas no significa que nosotros no debamos tener criterio

Paul Allen dijo...

Yo sigo diciendo que fue un trepa oportunista.

Ukio sensei dijo...

Y un cabrón autoritario, que una vez llegaba arriba no había más voz que la suya. Sin embargo, es lo que hay.